martes, 16 de noviembre de 2010

Frases para la despedida de una mujer especial y una declaración de amor..

Cuando la conocí debía rondar los cincuenta años y había pasado ya el tiempo en que tuvo que pelear ella sola por sus hijos, esperando que un indulto o la muerte del dictador le devolviera la libertad a su marido.
Nos caímos bien desde el primer momento, ella a mí por su naturalidad, sencillez, dulzura, valentía, generosidad…..yo a ella, según me dijo luego, porque le parecía una chica sensata, de fiar, la amiga perfecta para su hija.
"Cuando mi hija se va contigo –me dijo en una ocasión- me quedo tranquila, no como cuando vienen a buscarla otras personas".
Sin duda, exageraba, podía estar tranquila sin mí, además, las insensateces que cometimos, propias de la edad, por suerte, o no tuvieron consecuencias negativas o supimos torearlas airosamente.
Fue la compañera de un hombre comprometido con sus ideales, una mujer que acompañaba una veces y esperaba otras, pero además tenía una vida individual muy rica porque supo dar cariño a quienes tenía a su alrededor y hacerse querer.
Siempre que podía, disfrutaba con sus nietos y, a pesar de los achaques, naturales de su edad, estaba dispuesta para ayudar a sus hijos en cualquier momento, siempre con una sonrisa, sin una queja de flaqueza.
La última vez que la vi estaba muy feliz por tener cerca a sus nietos más pequeños, y así quiero recordarla, como una mujer especial y feliz, que se ha ido como ella quería: sin dar quehacer a nadie.



"Era una mujer pequeña de estatura pero con un corazón muy grande, que supo llevar con dignidad lo que le tocó vivir".
"Siempre nos acogió en su casa y compartió lo que tenía como si fuéramos de su familia".
"Egoístamente, la tristeza que siento es saber que nunca más tendremos su amor".
"Compañera, si mil veces viviera, mil veces volvería a buscarte".

2 comentarios:

Gustavo dijo...

Lola, me has emocionado. Esos seres especiales que nos rodean...cuánto dan , a veces, sin advertirlo. Es sano recordar de este modo. Beso.

Común dijo...

Hola!!!
Lola, que historia, en los primeros párrafos parecía que estabas hablando de mi, jijiji cuantas mujeres luchadoras habemos en esta vida, ¿se nos reconocerán alguna vez??

Quiero que conozcas a Belén, ella lucha por ella y nuestros derechos…..

Que tengas un día cariñoso con mi abrazo de oso.