sábado, 20 de septiembre de 2008

El final de una historia es obligatoriamente el principio de otra

Quedaba todavía un mes largo para el final de la guerra civil cuando "murió el poeta lejos del hogar". Fué el 22 de febrero de 1939, en el exilio de Calliure, apenas a unos kilómetros de la frontera española, "Le cubre el polvo de un país vecino". Sus ultimos versos los encontró su hermano José en uno de los bolsillos de su abrigo:

"Estos días azules y este sol de la infancia"

Antonio Machado